Tips para mantener tu hogar limpio después de la mudanza

Hacer una mudanza termina siendo un poco agotadora. Después  de acomodar tus muebles lo último que quisieras pensar en ese momento es en la limpieza del hogar. Es aquí cuando entras en un dilema de como mantener tu hogar limpio sin tener que trabajar tanto en ello. Te daré algunos tips muy sencillos y fáciles de realizar para mantener limpia tu casa sin causarte tanto conflicto y evitar que trabajes doble en la limpieza durante los fines de semana. Ya no te agobies utiliza estos tips y disfruta de tu tiempo libre. Mantener limpia tu casa hará que tu estado de animo sea más positivo que negativo.

1. Arregla tu cama

En cuanto te levantes tiende tu cama no lo dejes para después, ya que seguramente mas tarde no te darán ganas de hacerlo, no te mortifiques solo te toma un par de minutos hacerlo.

2. Todo en su lugar

Procura tener un lugar para cada cosa. Guarda las cosas que utilices en cuanto las desocupes. Por ejemplo la ropa y los accesorios (abrigos, bolsa, cartera, cinturón, zapatos, etc…) . 

3. No obstruyas las superficies

Trata de mantener las superficies planas libres de objetos ( papeles, botellas y cosas que no utilices).

4. Lava los platos inmediatamente

No dejes que se te junte el trabajo. Lava los platos enseguida de comer, o colócalos en el lavaplatos tan pronto como hayas terminado con ellos. Es una tarea rápida que mantiene tu cocina ordenada y te ahorra una limpieza más profunda más tarde.

5. Aprovecha la luz natural

La luz natural hace que cualquier habitación se vea más atractiva; si limpias las ventanas puede hacer que tu hogar se vea más brillante. Aunque no es necesario limpiar todas las ventanas, basta con limpiar las ventanas de alto tráfico en tu casa. Esto puede hacer una gran diferencia.

6. Separa y saca la basura cada día

Procura tener 3 botes de basura para clasificarla de la siguiente forma:

  • Orgánica: restos de verdura, cáscaras de fruta, semillas, huesos, lácteos, sobrantes de comida, té, filtros, residuos de jardinería.
  • Inorgánica reciclable: papel, cartón, plástico, metal, vidrios, envase.
  • Inorgánica no reciclables: es decir, aquello que no se puede reutilizar y sí es basura, como colillas de cigarro, envolturas metálicas, pañales, toallas sanitarias y papel higiénico.

 

 

 

 

 

 

 

 

Share Button

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *